Medusas bola de cañón

Medusas bola de cañón

Medusas bola de cañón

Perteneciente a la familia Stomolophidae, se encuentra la especie de medusa conocida por el nombre común de bola de cañón, cabeza de col o medusa bala, que hace referencia a la similitud de su umbrela en forma y tamaño, con estos objetos. Las toxinas que se encuentran en sus nematocistos tienen una alta concentración de veneno, lo que las convierte en medusas mortales para el hombre.

Hábitat de las medusas bola de cañón

Esta especie de medusa es frecuente en el noroeste y la costa este-central del Océano Pacífico (aguas territoriales de China, Japón, y desde California a Ecuador). Además habitan en el Océano Atlántico (dese Inglaterra a Brasil) y en el sureste de los Estados Unidos, incluyendo la costa del Golfo de México. Para su desarrollo buscan aguas cálidas con una temperatura y una salinidad promedio de 23,1 C y 33.8 ppt respectivamente.

En los meses de verano y otoño es cuando son más frecuentes, ya que se acercan a aguas de poca profundidad para su reproducción, constituyendo el 16% de la biomasa de la zona costera de la región.

Fotos de la medusa bola de cañón

Características de la medusa bala

La medusa bola de cañón posee una campana en forma de cúpula que mide apenas 25 cm de diámetro, donde destaca en ocasiones un borde coloreado en tonos marrón. Como una extensión del cuerpo se encuentran debajo de la boca un conjunto de brazos orales, que le ayudan como medio de propulsión y en la captura de las presas.

Como las demás especies de medusas, las bolas de cañón son depredadores al acecho, que cazan y se alimentan de otras especies de la fauna marina. Dentro de su alimento principal se encuentra el zooplancton y todas las formas de los peces marinos conocidos como corvinas.

Estas medusas también son depredadas, siendo su principal amenaza la mayor de todas las tortugas vivientes: la tortuga laúd. Esta especie de tortuga que está en peligro crítico de extinción, necesita a las medusas bola de cañón para su supervivencia.

Las medusas bola de cañón tienen un valor comercial, por lo que son pescadas y comercializadas por diferentes distribuidores de mariscos hacia el continente asiático (China, Japón y Tailandia), donde son valoradas en su gastronomía.

Medusa cabeza de col

Reproducción de las bolas de cañón

Como ocurre en la mayoría de los cnidarios, la reproducción sexual no es la única forma de obtener nuevos descendientes de las medusas bola de cañón. Luego de ocurrida la reproducción sexual entre dos medusas y la fertilización del óvulo, comienza a desarrollarse el embrión hasta que alcanza el estado larvario general. La larva plánula busca un sustrato para fijarse, dando lugar al pólipo que se desarrolla y luego de unos días por reproducción asexual origina a las medusas. Cada medusa crecerá y madurarán los gametos que formarán el nuevo huevo, repitiéndose así el ciclo evolutivo.

Veneno mortal de las medusas bala

Las medusas bola de cañón son consideradas mortales para el hombre, ya que sus tentáculos poseen una cápsula con un filamento tóxico que utilizan para protegerse de sus depredadores o atacar a sus presas. Las medusas no atacan comúnmente a los humanos, pero cuando se acercan a las costas en la época reproductiva, pueden sorprender a los bañistas provocando problemas desde menos graves (enrojecimiento, hinchazón, dolor, inflamación) hasta los más severos (asfixia, problemas respiratorios, anafilaxia), que pueden resultar fatales.

Compártelo en tu red social: